banquet_banquete_simposio griego
Gastronomía internacional

Brindis al estilo griego

El mundo heleno anda revolucionado y, con él, todos los demás. Cuestiones políticas aparte, propongo un brindis por ellos porque, aunque ahora el país parezca una manifestación del Oráculo de Delfos, siempre está bien recordar que su aportación al mundo es enorme; como por ejemplo: el germen de la democracia, espartanos musculosos, mucho arte clásico, el yogurth griego o el maravilloso concepto de banquete o simposio.

El banquete era una reunión de bebedores

Actualmente el término simposio (griego antiguo συμπόσιον, sympósion) suena a cosa seria y aburrida, pero cuando se inventaron la palabra, los griegos describieron en una sola palabra ese acto de reunirse festivamente con otros para comer y, sobre todo, beber —lo cual dice mucho de un pueblo—. Ahora hablamos más de banquetes, simposia para los griegos clásicos, pero estos ya los tenían muy bien organizados en dos partes: la primera para comer y la segunda para la bebida y la diversión; es decir, para lo que ahora se dice «ir de botellón», en época de Platón decían «ir de simposio». Y sé de alguno que sigue esta tradición.

greek banquet_banquete_simposio griego

Un banquete de eruditos tradicional: hombres bebiendo y una mujer alegrándoles el momento.

Aunque no lo parezca, esto no quiere decir que los antiguos griegos no abogaran por el consumo moderado de alcohol. Eubulo, poeta cómico ateniense del s. IV, explica en su obra Sémele o Dioniso (fr.93):

Solo tres cráteras mezclo para los que son prudentes: la una, de salud, la que apuran primero. La segunda, de amor y placer. La tercera de sueño, que al apurarla los invitados sabios regresan a casa. La cuarta ya no es nuestra, sino de la Insolencia. La quinta del griterío; la sexta, de los bailes por la calle; la séptima, de los ojos morados; la octava, de los alguaciles; la novena, de la cólera; la décima de la locura, que también hace caer.

En resumen, lo aconsejable era quedarse en la tercera copa (crátera), consejo que se puede utilizar hoy en día. Ahora, la cuestión es: ¿qué bebían los antiguos griegos?

3 bebidas de Grecia

Las tradicionales bebidas mediterráneas no es que hayan evolucionado mucho —ni falta que les hace—, pero podemos destacar varias bebidas típicas griegas:

El vino

Por supuesto, el vino en primer lugar, cuya elaboración en Grecia se remonta al Neolítico (como en muchos sitios), y destacamos el Retsina, blanco o rosado. Se dice que es uno de los vinos más antiguos del mundo, con dos mil años de historia y cuyo nombre proviene del uso de la resina de pino de Alepo para sellar las ánforas donde lo guardaban. Una marca conocida que lo comercializa es Malamatina.

El ouzo

No sé si los filósofos griegos bebían una versión del ouzo actual, pero es la bebida griega más conocida. Un licor anisado (el anís es mediterranean total) entre 37º y 50º que tiene su propio museo en la Isla de Lesbos gracias a la casa Barbayanni. Como ocurre con el cocido, cada uno tiene su propia receta, lo que no cambia es la recomendación de acompañarlo de los mezzes o mezédes, típicos aperitivos griegos.

ouzo

Botella de ouzo. Via: sobregrecia

El raki

Vista la historia griega, es normal que la influencia de Turquía se reflejara en sus bebidas tradicionales. El raki es la bebida nacional turca y cuenta con un carácter mediterráneo como el ouzo o el orujo español. Se recomienda beberlo acompañado de un vasito de agua y también suele servirse con los mezzes.

Yeni_Raki_by_maginot-small

Al mezclarlo con agua, el raki se vuelve blanquecino y se conoce como leche de león. Via: bodrum peninsula travel guide

El alemán que propuso el vodka para el Grexit

Aunque esta bebida no se tomara ni en los banquetes clásicos ni sea bebida griega nacional, no podemos dejar de comentar algo que rula por redes sociales y periódicos desde hace días. Sonará a chiste o a ironía macabra, pero un empresario alemán llamado Uwe Dahlhoff va a comercializar una marca de vodka —bebida nacional rusa— bajo el nombre de Grexit.

Sea cual sea la intención del empresario, en la etiqueta aparecen Varoufakis y Tsipras brindando bajo la apesumbrada mirada de Merkel, lo cual da mucho juego, pero como hemos dicho al principio, las cuestiones políticas aparte. Yo finalizo con un brindis griego que, según he podido encontrar, cuando lo hagamos podemos gritar:

ΥΓΕΙΑ (mayúsculas) | υγεία (minúsculas), cuya pronunciación debe ser algo así como i-amas = ¡Salud!

Anuncios
Estándar

¡Qué bonito es comentaaar...! La, la, laaa

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s