Mezclados y agitados
Delicatessen

Mezclados y agitados

Según el diccionario de la Real Academia Española, RAE para los amigos, espiritoso/a tiene como segunda acepción:

Dicho de una cosa, como un licor: Que exhala mucho espíritu (II vapor sutilísimo)

Yo siempre había pensado que a las bebidas espiritosas o espirituosas se las llamaba así porque realmente animaban al espíritu, pero no, espíritu viene a ser el propio vapor sutilísimo, pero ísimo, ísimo, que despiden muchas bebidas alcohólicas. Tal vez los escritores entiendan mejor este juego de palabras y connotaciones varias y, tal vez por eso, si alguien dice “literatura y alcohol”, cualquiera podría nombrar a más de un escritor con una relación de amor y odio con las bebidas alcohólicas.

Todo este tejemaneje introductorio que hago —juro que solo he bebido agua— es para hablar sobre Mezclados y agitados. Algunos escritores y sus cócteles, obra que hoy ve la luz y que está escrita por Antonio Jiménez Morato e ilustrada por Aurelio Lorenzo Pérez.

Mezclados y agitados

Portada del objeto en cuestión. 14.20€, 256 páginas y tapa dura.

Con un título que ya apunta maneras y un subtítulo que dice todo, nos encontramos con, en palabras de un tercero:

Un libro que pretende buscar ese lado menos frecuentado de la literatura, pero donde ocurre casi todo. Este volumen es un brindis por la mejor literatura, que siempre creció regada por los mejores caldos.
Más libros de los que podemos imaginar comenzaron en la barra de un bar, crecieron en la sobremesa e, incluso, cuajaron en la resaca. La relación de los libros con el alcohol va más allá de la afición de sus autores por los destilados: la mejor literatura ha surgido, siempre, de la decantación reposada de una idea, de la fermentación de un estilo. ¿Qué mejor modo de comprender lo que se produce en la coctelera de un escritor que tomarse unas copas con él?
De Dostoievski a Tomeo, pasando por Baudelaire, Hemingway, Pessoa o Dorothy Parker, este libro es una fiesta en la que, entre copas y letras, como está mandado, se reúnen escritoras y escritores brillantes y exóticos, simpáticos o aburridos, bebedores incorregibles y abstemios recalcitrantes para hablarnos de todo tipo de espirituosos a través de su vida y de sus obras. Todo ello acompañado de la receta de numerosos cócteles y combinados con los que extender la celebración más allá de la lectura.
Mezclados y agitados es, en fin, un paseo zigzagueante y desenfadado por el lado menos frecuentado de la literatura, para disfrutarla sorbo a sorbo.

Capítulo e ilustración sobre Djuna Barnes y su B52

Capítulo e ilustración sobre Djuna Barnes

Pues esta es la recomendación de la semana. Para creadores en ciernes, añadimos de postre un sabio consejo de Hemingway:

“Escribe borracho. Edita sobrio”

Anuncios
Estándar

¡Qué bonito es comentaaar...! La, la, laaa

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s